domingo, julio 25, 2010

Viaje a Huichapan

Nos fuimos a Huichapan sabiendo que habia aguacero... decian que Huichapan era (bueno es) un pueblito muy lindo. Pues alla vamos.. . Llegamos y efectivamente despues de haber caminado unas callecitas, empezo a llover. Llegamos al Mercadito... un gentio.. compramos unos paraguas.. que no se podian usar por que habia mucha gente tratando de esquivar la lluvia.
Para distraer a los niños vimos, mas bien oimos, unos pollitos y les dijimos que ibamos a ir a buscarlos. Total que ya los encontramos despues de habernos puesto una buena mojada entre charcos y chorritos.. en fin. Me estrese demasiado porque los niños estaban mojados, no se podia pasar porque habia mucha gente, los niños con los pollitos en la mano... que horror!!! Y ahora que??? Creo que hize demasiado estrés, bien me pude haber sentado en la barbacoa, (aunque a mi ni me gusta la barbacoa) y pedido un refresquito para mi y uno para mis niños.. y disfrutar a mi familia. En lugar de eso, todo lo sufri. Que mas da!

Ahora que lo reflexiono, me alegra haber comprado los pollitos. Los niños estaban muy emocionados y ese fue el mejor recuerdo para ellos de nuestro paseo a Huichapan. Total lo que mas importa es dejar un bonito recuerdo. Dicen por ahi, que los padres somos, creadores de memorias, para nuestros hijos.
Lindos los pollitos, haber cuanto nos duran y tambien a preparar la lección de vida que nos viene... la del desprendimiento.

jueves, julio 22, 2010